lunes, 26 de abril de 2010

Sobreviviendo a la semana santa…2

No se iba a acabar ahí nuestra semana santa…

De los elegidos que nos quedamos definitivamente en la isla, nos juntamos 5, por parte pucelana…Suan, Fer y Pablo y por la aragonesa…Miguel y yo…nos propusimos hacer la excursión típica de la isla…subir al Roque Nublo.

Antes de nada, para hacer algo en la isla, fundamental alquilar un coche…la cosa es que es barato..unos 30 euros el día..pero claro tienes que tener cuidado de donde lo alquilas. Nosotros optamos por un sitio que ya lo habíamos alquilado otras veces y nos suelen tratar bien. Pero esta vez, hubo un pequeño contratiempo…nos dieron un coche de 4 plazas…aunque…que demonios!...además habiendo 2 aragonés…que nos digan que no cabemos…jaja! (para el que no lo sepa, el aragonés es cabezón, y tozudo como el solo…).


Una vez montados en el coche, a comenzar ruta….

En la isla te puedes encontrar cosas sorprendentes…cientos de miradores que te pueden sorprender cada vez que te asomas… como el dia salio nublado, al final acabamos por encima de las nubes, lo cual nos dio la vision de un mar de nubes esplendido…además terrenos algo arcillosos que daban unos contrastes rojizos, verdosos….blancos..azules… vistas del Teide de fondo…espectacular…si se viene a la isla..dejar de ir un par de días a la playa y recorrer el interior!

A la muestra un botón….



La ventaja de que Fer tenga una novia de la tierra, es muy importante…porque además de ser nuestro chofer durante todo el viaje, tenia información de primera mano…

Pico de las nieves


Roque nublo


Faro de sardina (un atardecer espléndido…ojo con el viento)


Visita a Agaete

Visita a Arucas y su catedral negra


Y para cenar….tomando la frase del compadre Fer…”tranquilos pichones que os voy a llevar a cenar a un bar de bocadillos a 2 euros que están de p.. madre!!” , para que dudar…

La cosa es que no solo no nos engaño sino que nos llevo a comer los bocatas a un sitio ideal para parejitas, pero con unas vistas impresionantes!


Que mas se puede pedir!

Y para el recuerdo....



No hay comentarios: